Señorío de Broches

Seguimos explorando los moscateles de La Axarquía, esta vez con este dulce natural de las bodegas Dimobe, en plena sierra de Málaga.

En vista presenta un amarillo pálido con un brillo excepcional, queriendo dejar algún reflejo verdoso. En nariz posee una intensidad media alta, y gran limpieza. A copa parada nos llegan los aromas de la naranja y el azahar, propios del varietal, analizando un poco más nos encontramos matices de la mermelada de naranja, fruta tropical y una sensación balsámica. En boca tiene una intensidad alta y una buena acidez, que lo equilibra, y lo aleja de sensaciones empalagosas. Al final deja un amargor elegante que le refuerza, aún más, la sensación de la naranja.

Señorío de Broches

Señorío de Broches

Beber vino sin tonterías

Recomendaría este vino para el desayuno, junto a una tostada y el café, pues me parece un zumo de naranja, o incluso un multifrutas tropicales, pero algún lector me diría: “Tienes un problema si todas las mañanas te bebes 250 ml de un vino con un 15% de alcohol”,  por tanto, y atendiendo  a la moderación con la que debe consumirse el vino, lo recomiendo bien frío en el aperitivo, en postres o atreviéndose con un queso azul.

Anuncios

Acerca de J. Fernando Buitrón Gijón

Sumiller, ingeniero industrial, formador y comunicador, divulgador en temas de sostenibilidad, arquero, aficionado a la fotografía y corredor ocasional.
Esta entrada fue publicada en Beber vino sin tonterías, Catas y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Agradecemos mucho vuestros comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s